miércoles, 29 de junio de 2011

Una despedida...

Os dejo aquí una canción muy triste, pero preciosa. Se titula "Te puedo escuchar" de Anahí:






Te marchaste sin aviso,
te busqué y no estabas ya,
el destino así lo quiso,
pero tu alma no se irá,
eras mi cómplice en los sueños,
sabíamos que un día,
unidos volaríamos.
sé que tus alas se quedan conmigo,
que desde el cielo 
tu abrazo es mi abrigo,
ángel divino me cuidas del mal,
sé que camino con tu compañía,
que con tu voz,
se me encienden los días,
aunque tu puerta hoy este mas allá,
te puedo escuchar,
te puedo escuchar.
Guardo el aire de tu risa,
que me da felicidad,
te recuerdo muy cerca de mí,
compartiéndome tu paz,
tanta alegría daba verte,
quererte no se olvida aun lecho de lágrimas.
Sé que tus alas se quedan conmigo,
que desde el cielo 
tu abrazo es mi abrigo,
ángel divino me cuidas del mal,
sé que camino con tu compañía,
que con tu voz,
sé me encienden los días,
aunque tu puerta hoy este mas allá,
te puedo escuchar,
te puedo escuchar.
En cada libro esta escrito tu nombre,
en cada verso te siento cantar,
tu mano me lleva directo a tu sombra,
yo se que una noche,
te voy a encontrar
sé que tus alas se quedan conmigo,
que desde el cielo tu abrazo es mi abrigo,
ángel divino me cuidas del mal,
sé que camino con tu compañía,
que con tu voz,
sé me encienden los días,
aunque tu puerta hoy este mas allá,
te puedo escuchar,
te puedo escuchar,
te puedo escuchar…
te puedo escuchar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario